Publicidad

CA pide la convocatoria urgente de la Mesa del Agua para impulsar el proyecto de la Tubería Negra.

En el Plan de ayudas europeas, podría tener cabida el proyecto de canalizaciones del sistema Béznar-Rules.

El Grupo Municipal de Convergencia Andaluza de Almuñécar ha pedido la convocatoria urgente de la Mesa del Agua “para debatir, y si procede consensuar, la propuesta de instar a la Junta de Andalucía a que impulse el proyecto de la Tubería Negra”.

Para el portavoz Andalucista, Juan Carlos Benavides, “la única opción para dar solución, a corto y medio plazo, al déficit estructural de agua y las necesidades hídricas de la agricultura de las cuencas de los ríos Verde, Seco y Jate, pasa por que la Junta retome el ‘PROYECTO DE CONDUCCIÓN DE LA MARGEN DERECHA COTA 400 (TUBERÍA MD-400), FASE I (MOLVÍZAR-ALMUÑÉCAR)’ aprobado en el año 2012, para llevar el agua desde la ETAP de Molvízar hasta Collado Serrano, en la cabecera de río Verde”.

Desde CA se recuerda que “la Mesa del Agua de Almuñécar, donde están representados los regantes, partidos políticos y administraciones, viene siendo una herramienta eficaz de diálogo, trabajo y consenso en la búsqueda de una solución a los problemas de nuestra agricultura.

Desde su última reunión, en octubre de 2019, son trascendentales los cambios acaecidos, fundamentalmente los relacionados con la pandemia del COVID-19, con importantes consecuencias para el medio rural de nuestro municipio. Las necesidades de agua se mantienen íntegras, pues el proyecto de canalizaciones de riego del sistema Béznar-Rules sigue sin concretarse en cuanto al inicio de las obras, ni las mismas cuentan con partida presupuestaria ni de la Junta ni del Estado”.

“Una crisis que ha hecho evidente la importancia del sector agrícola y las industrias de transformación como elemento fundamental, no solo en el mantenimiento de los puestos de trabajo durante el estado de alarma, sino como papel activo en la reconstrucción de la economía”.

“Una situación que está motivando cambios de orientación en la política comunitaria. En estos momentos, dentro de la Unión Europea se están abriendo nuevas vías de financiación, que incluyen la reciente propuesta de un fondo de reconstrucción, de 500.000 millones de euros, destinado especialmente a los países más afectados por el coronavirus.

En ese plan de ayudas europeas, podría tener cabida el proyecto de canalizaciones del sistema Béznar-Rules, así como la financiación específica del proyecto de Tubería negra”, defiende CA en el escrito dirigido a la Alcaldesa de Almuñécar.

Más noticias de Almuñécar