Publicidad

El PSOE expresa su compromiso con las políticas sociales, la educación, la igualdad y la sanidad públicas.

A lo largo de un encuentro comarcal celebrado en Motril.
Las parlamentarias Beatriz Rubiño y María José Sánchez, junto con Flor Almón, participan en Motril en un encuentro comarcal en el que alcaldes, secretarios generales, portavoces y militantes de toda la Costa conmemoran los derechos adquiridos en 40 años de vigencia del Estatuto de Autonomía y en el que denuncian los recortes del gobierno de las derechas

El PSOE de la Costa ha reafirmado su compromiso de velar por los pilares del estado del bienestar en un encuentro comarcal celebrado en Motril en el que han participado la portavoz del Grupo Parlamentario Socialista de la Comisión de Educación y Deporte en el Parlamento de Andalucía, Beatriz Rubiño, la parlamentaria granadina María José Sánchez Rubio y la secretaria general motrileña, Flor Almón.

En la reunión comarcal los socialistas alertaron de que Andalucía sufre un cambio “rotundamente a peor”.

“Hay un retroceso importante en todos los derechos adquiridos durante 40 años y recortes en todo lo que garantiza el estado de bienestar y la igualdad de oportunidades por parte del PP y Ciudadanos con el apoyo de Vox. Están dividiendo a la sociedad”, advirtió Flor Almón.

Almón destacó que los socialistas están “especialmente preocupados” por la realidad que han generado desde el gobierno de la Junta de Andalucía, “que repercute directamente en nuestra comarca y en la ciudad de Motril, más de lo que muchas veces nos podemos imaginar”.

“Solo en educación, si no desechan definitivamente sus intenciones políticas, están en riesgo los colegios de Varadero, Carchuna y Calahonda. Esto mismo ocurre en localidades como Otívar, La Rábita, La Mamola, Torrenueva, o Vélez de Benaudalla,

“Hay un retroceso en cosas que creíamos que eran universales como la sanidad, la educación, la igualdad o la lucha contra la violencia de género, donde hay partidas que vienen desde el gobierno central o Europa que ni siquiera se invierten. El estado del bienestar que hemos creado, la calidad de vida que tenemos se ve seriamente dañada en solo un año del gobierno de la derechas”, ha argumentado.

Por su parte, María José Sánchez agradeció a la Agrupación de Motril y a su secretaria general por acoger la reunión comarcal “en la que se ha hablado de los logros alcanzados durante 40 años de autonomía y el parón que está sufriendo Andalucía “con el gobierno de las derechas”.

“Hemos construido una comunidad donde la igualdad, la educación, la sanidad y las políticas sociales, con grandes avances. Ahora, en solo un año, se están dando pasos atrás de manera agigantada en todos estos derechos”, ha evidenciado Sánchez Rubio, que ha subrayado que los socialistas no van a permitir “que en Andalucía se retroceda en los derechos conquistados por nuestros abuelos, abuelas, padres y madres con mucho sufrimiento”.

Beatriz Rubiño dijo que el encuentro comarcal ha servido para conmemorar los 40 años del Estatuto de Autonomía, “que nos ha permitido no ser menos que ningún territorio en España” y hacer balance “del primer año del gobierno de las tres derechas en Andalucía, un año en el que, sin duda, hemos ido a peor”.

“Desde el momento en que Vox entró por las puertas del parlamento de Andalucía salieron por la ventana los derechos sociales, los derechos civiles y todo aquello por lo que lucharon nuestros abuelos y padres”.

“Los servicios sociales que nos igualan a todos están sufriendo grandes recortes, algo por lo que se está manifestando la ciudadanía en varias provincias. Su modelo no es el de una sanidad, educación, dependencia y servicios sociales fuertes y en igualdad. Quieren debilitar la confianza de la gente en sus servicios públicos para apostar por la privatización”, ha asegurado.

Rubiño ha puesto como ejemplo de esta política de recortes el cierre de consultorios, de centros de salud, de plantas de hospital enteras.

“En Málaga hay casos como la suspensión de tratamientos oncológicos infantiles, se han suspendido más de 500 pruebas diagnósticas, no se dan citas para atención primaria y se colapsan las urgencias. Y en Granada la ciudadanía ya se ha alzado contra las políticas de Javier Imbroda, que quería quitar 1º y 2º de ESO en 51 colegios, algo que incluso le ha costado el puesto al delegado territorial. Y es que si se hace eso contra la educación en pequeños núcleos de población se apagan las posibilidades de muchas familias. La educación es el ascensor social que nos iguala a todos y a todas”.

“Decimos alto y claro NO al Gobierno de las tres derechas, NO los recortes en los derechos sociales y civiles que tanto costaron alcanzar en nuestra tierra”, afirmó para concluir la portavoz socialista de la Comisión de Educación y Deporte en el Parlamento de Andalucía.

Más noticias de Costa Tropical